APRUEBAN PROTOCOLO PARA LA VUELTA A CLASES

Consejo Federal de Educación aprobó una serie de medidas para la vuelta a clases. Se trata de un protocolo que regirá a nivel nacional, a excepción de el AMBA y Chaco. La fecha estipulada es agosto.

 Si bien el regreso a clases de forma presencial dependerá de la situación epidemiológica de cada región, la fecha estipulada es en agosto. Por tal motivo, se aprobó el “Protocolo Marco y lineamientos federales para el retorno a clases presenciales en la educación obligatoria y terciaria” con una serie de pautas y sugerencias a las provincias y la Ciudad de Buenos Aires.

   El protocolo general no quita a las provincias la posibilidad de presentar reglamentaciones propias de acuerdo a sus particularidades como complemento del primero. Para llevarlo a cabo debe ser aprobado, en primera instancia, por las autoridades máximas en materia educativa y sanitaria de cada jurisdicción. Luego, será presentado al Ministerio de Educación de la Nación quien debe aprobarlo para que entre en vigencia.

   En un claro consenso federal, la asamblea contó con la participación de ministros y ministras de las 24 jurisdicciones del país. En conjunto aprobaron la vuelta a clases con uso de tapaboca obligatorio, sin actos ni encuentros y con “aulas burbuja”. Este nuevo concepto que viene resonando, hace referencia a un aula con pocos alumnos y manteniendo el distanciamiento necesario. En caso de aparecer un caso positivo de COVID-19, en primera instancia se cerrará la institución por un día para hacer una exhaustiva desinfección, entre tanto,  se aislará al curso y no a la escuela en su totalidad.

   Está medida también contará con un sistema mixto, en el cual los alumnos y alumnas asistirán a clases de forma presencial y otros días lo harán desde sus casas. Para cumplir estas medidas en su totalidad, las escuelas deberán contar con las condiciones edilicias básicas y con los elementos de higiene necesarios. Así, se le exige a cada establecimiento la capacitación de todo el personal y que garanticen toallas de papel descartables, agua potable, jabón, alcohol en gel o en líquido al 70%.

   En consonancia con la limitación de estudiantes en el aula, el ministro Nicolás Trotta aseguró en un medio estatal que “si nosotros pretendemos volver a marzo, implicaría una movilización todos los días de casi 15 millones de personas, y eso genera mucho riesgo, principalmente por el uso de transporte público y de la necesidad de mantener el distanciamiento social dentro de nuestras instituciones educativas: escuelas, institutos terciarios y universidades”, es por esto que se trabajará en conjunto con el Ministerio de transporte para desarrollar un protocolo de movilidad escalonado y con las condiciones sanitarias básicas para el traslada. A su vez, cada distrito deberá desarrollar un sistema de transporte que garantice mayor presencia en hora pico, y así, evitar aglomeraciones.

Compartir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *